EL MENSAJERO

* No respetan y podría cerrarse la Unidad Deportiva.
* Iglesia volvió a abrir sus puertas.

Las actividades poco a poco están regresando a la nueva normalidad y algunos ciudadanos se siguen aferrando a que todo es igual que hace algunos meses, sin darse cuenta que hay una pandemia que debemos de controlar todos, no solo el Gobierno de cualquier nivel es el responsable, los responsables somos todos.
El Coronavirus por muy mal que se lea “llegó para quedarse” y con ello debemos de aprender a que si regresamos a algunas actividades que estaban restringidas es porque ya es la nueva normalidad, misma que implica que todos debemos acatar las disposiciones que se han establecido por la Organización Mundial de la Salud y entre las más importantes el cubre bocas y la higiene con mantener limpias las manos, desinfectándola cada vez que llegamos a un nuevo lugar.
Las autoridades han dado la facilidad en algunas actividades para que la gente salga pero sin arriesgarse, entre ellas la apertura de los negocios que por casi 4 meses permanecieron cerrados y ojo, el recinto de la Unidad Deportiva el Alcalde Patricio Aguirre Solís junto con su consejo de salud y protección decidieron que se abriera el espacio recreativo para que las personas no anduvieran fuera de las instalaciones realizando sus ejercicios de calentamiento.
La apertura de la Unidad trajo consigo que la gente se desbordara y llenara la Unidad Deportiva, mismo que daría pie a que Protección Civil y la Policía Preventiva Municipal decidieron cerrar el espacio y tomar otras medidas porque la gente no acta las disposiciones y si se llega a disparar los casos sin lugar a dudas muchos van a culpar a las autoridades municipales, pero aquí debemos entender que es la misma gente que no respeta las instrucciones.
Hoy hay la advertencia de que si no se respeta las medidas establecidas en la unidad deportiva se va a cerrar hasta nuevo aviso, así que aquellos que pugnaban porque se abriera simplemente van a volver a verla cerrada, gracias a esos ciudadanos que les vale las medidas y que les vale si cierran o no el recinto deportivo.
Lo cierto es que en la Unidad nuevamente están realizando sus juegos deportivos, van personas a estar tocando balón y en el gimnasio aunque lo cierran hay personas que están al interior realizando alguna actividad, la idea de COMUDE es que solo sea de ejercitación y entrenamiento, pero no de encuentros deportivos, algo que no están acatando y que muchos se están aprovechando de la buena voluntad de la COMUDE.
Están advertidos todos la Unidad Deportiva se supone que el único recinto abierto podría volver a cerrar, tendría que ser el único abierto pero resulta que ya se están dando encuentros en el campo de Torreón, el de Cojinillo y hasta en Rancho Grande, sin que nadie diga nada, además en las comunidades también, es decir la gente ya comenzó a relajarse y resulta que apenas en dos días hay dos nuevos casos de Coronavirus y ojo, esperemos no se salga de control debido a que muchos ya no se cuidan y no cuidan a los demás, esto podría traer consecuencias.

DE REBOTE…

Lamentablemente hoy tenemos 298 casos confirmados de coronavirus, de los cuales hay un total de 187 casos ya recuperados y la estadística marca que son 42 fallecidos y además aún tenemos 8 casos sospechosos.
En comparación con otros municipios simplemente se puede decir que se está manejando bien el tema de la pandemia, pero se necesita que no se relaje la gente, que se siga manteniendo la sana distancia, el cubre bocas, la aplicación de gel y el quédate en casa, pero no hagan fiesta o acudan a fiesta para evitar contagios masivos.
Ya muchos lamentablemente comprobaron que el virus se está llevando a muchas personas y que es gracias a esos necios que siguen contagiando sin saber que son portadores del virus que llega a los más vulnerables, como es los niños y los abuelitos, o bien a las personas que tienen o padecen una enfermedad crónica como diabetes, hipertensión u obesidad, así las cosas.

Y LA CAIDA…

Este domingo las Iglesias de varios municipios en el Estado volvieron a abrir sus puertas a la feligresía, lo hizo con mensaje y todo después de que la pandemia obligó a cerrar la Casa de Dios.
La mayoría permitieron la asistencia de personas hasta en un 25 o 50% de acuerdo a la capacidad del recinto, eso quiere decir que la nueva normalidad no permitirá que las iglesias como sucedía cada domingo estén abarrotadas, los padres encargados de cada una de las iglesias tienen la responsabilidad de que no se salga de control la asistencia.
Como todo con la Pandemia los párrocos se vieron obligados a cerrar, los bautizos, bodas, misas de quince años fueron suspendidas, no había nada, ninguna actividad y posteriormente al igual que muchos tuvieron que aprender a trasmitir vía redes sociales las misas dominicales.
Hoy habrá menos misas pero ya habrá bautizos, presentaciones, bodas y quince años, la iglesia recibirá lógicamente a aquellos que saquen sus citas, no podrán llenar la iglesia, será entre un 25 a 50% de acuerdo al espacio que tenga cada recinto y aunque no guste a la feligresía son disposiciones que se deben de acatar, así las cosas.

ismael_2001@hotmail.com