¡COVID-19 las separó, pero médicos las reencontraron!

QUE HISTORIA

Por Rodrigo Barranco Déctor/ NOTIVER

 

Madre e hija tuvieron que separarse debido a que ambas contrajeron el virus SARS-COV2 y quedaron internadas en diferentes camas dentro del Hospital de Alta Especialidad del ISSSTE en Veracruz.

Ambas mujeres pudieron reencontrase el fin de semana cuando fueron dadas de alta. El momento lo registró un médico del instituto que grabó cuando ellas se dieron la mano, guardando la distancia y las medidas.

Su felicidad todavía no es completa pues el padre y esposo de las pacientes todavía sigue internado, pero confían en que, como a ellas, los trabajadores de la salud lo saquen adelante.

La señora fue dada de alta el sábado del ISSSTE Veracruz y su hija, de 39 años salió el domingo, es por eso por lo que la fue a recoger ella misma pues ya no aguantaba las ganas de verla.

“Que Dios les siga colmando de muchas bendiciones a todos y gracias por eso, ustedes son soldados de Dios y ahí les encargo a mi esposo. Él está internado, necesito mucho a mi esposo y que Dios los bendiga a todos”, dijo la madre en lo que esperaba a la joven que salió en silla de ruedas.

Y agregó: “No quisiera que la gente muriera, deben tener precaución, deben de cubrirse porque el virus si existe”.

Los familiares pidieron a los veracruzanos que se cuiden y que no desestimen la enfermedad del coronavirus, pues podría afectar a sus seres queridos y en casos es mortal.
La joven que salió del ISSSTE Veracruz se paró de la silla de ruedas con dificultad y subió a la camioneta en donde la esperaba como copiloto su mamá.

Ambas no soportaron el llanto, pero dadas las condiciones ni siquiera pudieran abrasarse, sólo se tomaron de las manos y sollozaron agradeciendo al creador.